• Region Musicall

Review | ‘Spiderman: No Way Home’: cerrar un ciclo de gran manera ante el proyecto más ambicioso



Después de tantos meses de espera, por fin ha llegado a las salas nacionales la tercera parte del hombre araña de Tom Holland. El proyecto más ambicioso del arácnido en el cine, y uno de los más grandes de Marvel Studios y Sony en su historia.




A más de 14 meses desde aquella imagen en Instagram de Jamie Foxx, confirmando que volvería a interpretar al Electro del Spiderman de Andrew Garfield, con una imagen de él peleando contra los tres hombre arañas conocidos en el cine, esta producción generó un hype tan grande que sólo podría compararse al épico cierre de la Fase 3 del Universo Cinematográfico de Marvel con ‘Infinity War’ y ‘Endgame’. Finalmente, al fin la tenemos delante de nuestros ojos, y todo valió la pena.


Jon Watts regresa por tercera vez para dirigir la historia de Peter Parker, director que supo darle, finalmente, un camino correcto a este personaje luego de algunas críticas en las dos anteriores entregas. Watts, además, supo forcejear de manera victoriosa ante la difícil misión que presentaba esta premisa, donde fue capaz de atar y darle un homenaje digno a dos décadas de cabos sueltos para el icónico personaje creado por Ditko y Lee.


Antes de seguir, se debe aclarar que acá no habrán spoilers. Por lo que esta reseña será bastante breve, porque casi toda la cinta contiene potenciales revelaciones que te pueden afectar si no te gustan estas filtraciones de las historias.


Teniendo en cuenta lo anterior señalado, debes saber que la premisa de esta cinta comienza exactamente donde nos dejó ‘Far From Home’, es decir, después de derrotar a Mysterio y con la revelación de que Spiderman es Peter Parker de la mano de J.J. Jameson. Aquel suceso generaría una serie de complicaciones para Peter-Holland, quien sería testigo de como el ser Spiderman ha afectado la vida de su tía, su amigo Ned y su pareja, MJ. A raíz de aquello, a Parker se le ocurre la idea de acudir con el mismísimo Doctor Strange para buscar una solución definitiva para detener este terremoto personal que significa que todo el mundo sepa su identidad.


Tal como se vio en los trailers, el hechizo de Strange no sale como esperaban por la culpa del mismo Peter-Holland, y terminan fracturando el multiverso permitiendo el ingreso de diversos personajes de las sagas de TOBEY MAGUIRE Y ANDREW GARFIELD (¡¡AAA!!). Hasta acá lo que se puede contar del argumento. Pero si eres de los que siempre creyó en los rumores, esta es tu película.




PRIMERA PARTE QUE CONSERVA LO VISTO EN LAS DOS CINTAS ANTERIORES


El primer acto de ‘No Way Home’ sigue el mismo esquema que presenciamos en las dos primeras películas de Holland como el arácnido. Debe lidiar los problemas de ser una celebridad y enfrentar un vilano de la vida normal, como lo es el proceso de admisión a la universidad. Es un bloque divertido y que encanta, pero sigue sin sentirse como Spiderman. Pero la cosa cambia a la mitad de este bloque, cuando la cinta comienza a sufrir un leve problema de identidad. Aquello, debido a que esta obra tuvo el honor de presentar el multiverso a gran escala de Marvel Studios y Sony, por lo que Jon Watt debió compatibilizar su historia con otra épicamente gigantesca.


Este Multiverso, podría decirse, es una de las propuestas más ambiciosas del MCU, después de ‘Infinity War’ y ‘Endgame’. Aquello queda demostrado totalmente en la segunda parte del primer acto, cuando nos muestran los esperados regresos del Doctor Octopus de Alfred Molina y el Duende Verde de Willem Dafoe. Desde aquel momento, la cinta de transforma en una explosión de adrenalina para un majestuoso fanservice, que disfrutaremos a lo largo de las dos horas y media de cinta.



REGRESO DE ENTRAÑABLES PERSONAJES QUE ANHELABAMOS VER NUEVAMENTE


Desde que se comenzaron a viralizar los rumores de que veríamos a viejos conocidos de las sagas de Sam Raimi y de Amazing Spiderman, y luego confirmados por los dos trailers que fueron lanzados en noviembre y diciembre, este era uno de los puntos más esperados por la fanaticada, y la verdad cumplieron la misión. No fue perfecto, pero cumplió.


Pero de los cinco villanos de los otros universos, dos se robaron la película y tuvieron mucho más desarrollo que los demás; bueno, obviamente son los más icónicos del arácnido y que quienes crecimos viéndolos en la saga de Sam Raimi soñábamos con verlos nuevamente con sus respectivos trajes. Nos referimos al Doc Ock y al Duende Verde.


El personaje de Alfred Molina lo último que recuerda es su final en la película de la década de los 2000. Su esencia se mantiene intacta, lo podría definir como ese amigo que no vemos hace muchos años y que al encontrarse con él, es como si lo hubiésemos visto ayer solamente. El personaje y sus muchas extremidades se hace un espacio desde el primer minuto de aparición; quizás lo único que podemos cuestionar es que ninguna de sus secuencias de lucha se acerca a aquellos icónicos momentos con Tobey Maguire.


Por otro lado, tenemos a Willem Dafoe que con su interpretación de Norman Osborne fue capaz de opacar a Octopus. La naturaleza salvaje que este tipo le impregna a este villano cada vez que entra en escena, aquella risa magistral y sus contantes batallas interiores. Hicieron que se consolidara, una vez más, como uno de los personajes más profundos y uno de los malos más grandes de todos los tiempos.


Teniendo a una gran cantidad de personajes, crear un guion coherente y que funcione bien, era un trabajo sumamente complicado. Erik Sommers y Chris McKenna, encargados de aquella misión, tenían más que claro que habría que hacer sacrificios para algunos personajes. Es así como el Lizard de Rhys Ifans, Sandman de Thomas Hayden-Church y, sobretodo, el Electro de Jamie Foxx, fueron nuevamente las víctimas de un desarrollo poco logrado y que intentan reinventarse en el poquito tiempo de pantalla asignado.




HAY PUNTOS NEGROS QUE EMPAÑAN EL VIAJE


Al ser una cinta tan ambiciosa, ‘No Way Home’ sufre de muchas cosas que empañan un poquito su trayecto. Por ejemplo, Marvel Studios siempre se ha jactado de hacer uso de unos efectos especiales de primer nivel, pero acá hay ocasiones donde el CGI parece no haber estado culminado en su totalidad. Por ejemplo, Lizard no envejeció bien y siguió con aquel diseño no muy pulcro del 2012.


Lo mismo puede decirse de Sandman, quien parecía confirmar aquel rumor que señalaba que Sony y Marvel habían terminado los efectos especiales muy encima de la fecha.


Otro punto que le quita puntaje a la cinta fueron las escenas cuando curan ‘X’ personaje, ya que era claramente un corte extraído del Spiderman de Tobey. Mismo sentimiento genera cuando curan al otro ‘X’ personaje, ya que es otro corte pero de las cintas de Andrew Garfield. Es por esta razón que se sienten medias raras, como fuera de lugar. Incluso, aquellos personajes tampoco dicen nada.



FAN SERVICE Y CONCLUSIONES


‘Spiderman: No Way Home’ nos regala a lo largo de la obra una cantidad tan grande de fanservice que sólo es comparable con lo que vimos en ‘Avengers: Endgame’. Desde diálogos, regresos de personajes amados, icónicas frases, pérdidas profundas y hasta una recreación de aquel famoso meme del arácnido. Todo está en estas más de dos horas de metraje y que sólo están ahí para darnos lo que queríamos, cada pinche cosa que queríamos ver en esta película. ¿Valió la pena esperar tanto tiempo para quedar satisfecho de fanservice? Valió cada maldito segundo.


Esta cinta se siente como un buen cierre de esta trilogía, y es la mejor película de Peter-Holland, y es la redención esperada del director Jon Watt para con el personaje en cuestión. Quedé fascinado como fue creciendo la historia del personaje del universo de Marvel Studios-Sony. Literalmente, fue una larga historia de origen para terminar dándonos al Spiderman clásico. Partimos viéndolo aprendiendo que el traje no hace al héroe; en la segunda parte él aprendió que debe estar dispuesto a los más grandes riesgos y, en este cierre, Peter-Holland tuvo que aprender de la forma más triste que podría imaginar, que un gran poder conlleva una gran responsabilidad.


‘No Way Home’ ofrece emociones agradables a la fanaticada, colocándose como una de las mejores películas de este amplio universo generado por Marcel Studios. La transición final de niño a un adulto es una oda al personaje, y un tributo apropiado a casi veinte años de Spidey en la pantalla grande.


Esto se sintió como un “adiós”, pero en caso de que nos traigan una nueva trilogía, podemos saber que el futuro es muy auspicioso, teniendo en cuenta la primera escena post créditos que tiene esta peli.


Creo que, después de tantos meses de rumores y filtraciones, la palabra que mejor podría definirnos como fans es: ¡GANAMOS!




21 visualizaciones0 comentarios